La Familia Rojas como ejemplo de Martirio Judio.

Los mártires judíos Rojas:del siglo XV al XIX
Fernando de Rojas
Siglo XV
No son pocos los mártires judíos Rojas ajusticiados por judaísmo a finales delsiglo XV, justo en los años de la expulsión de los judíos de Sefarad (España) de1492. Sobretodo en los Tribunales de Sevilla o Toledo, como se puedecomprobar en la lista dedicada a los Rojas ajusticiados por judaísmo, lapresencia de mártires judíos Rojas es constante. En el Tribunal de Sevilla, porejemplo, nos encontramos a Juan de Rojas, Pedro de Rojas, Antonio de Rojasy Juan de Rojas, condenados por judaísmo en 1481, 1482, 1487 y 1494. (Ver:http://www.scribd.com/doc/16379473/Rojas-ajusticiados-por-judaismo-en-los-Tribunales-de-la-Inquisicion)Fernando de Rojas (1470-1541), dramaturgo español y autor de
La Celestina
,padeció la persecución inquisitorial por judaísmo, tanto a título personalcomo entre los miembros de su familia Rojas. Algunos Rojas familiares delilustre escritor salen en procesos inquisitoriales. Según Stephen Gilman y otrosmuchos autores, su padre fue Hernando de Rojas, quemado por judío en lashogueras del Tribunal de Toledo en 1488. El padre de Fernando de Rojas seríade la generación de judíos conversos o Anusim que también fue muyperseguida por el Tribunal de Sevilla, una generación de forzados a laconversión, justo en los años de la expulsión de los judíos de Sefarad (1492).Muchos descendientes de aquellos Anusim o forzados no olvidarían sucondición de judíos y permanecerían fieles a Israel y la Torah durante siglos,constándoles la persecución inquisitorial y la muerte, otros decendientes loocultaron o inventaron orígenes con tal de poder incorporarse a la sociedadsin portar la “mancha” que suponía la sangre judía en España. (Ver:http://museolacelestina.com/index.php?option=com_content&task=view&id=42&Itemid=56)
Siglo XVI
María Antonia Bel Bravo, Doctora en Historia y Licenciada en FilologíaSemítica, Profesora Titular de Historia Moderna de la Universidad de Jaén, ensus libros
Sefarad: los judíos de España
(Silex Ediciones, 3ª edición 2006) y
El Auto de Fe de 1593: los conversos granadinos de origen judío
(Universidad de Granada, 1988), recoge la documentación de los archivos dela Inquisición española del Auto de Fe de Granada celebrado en 1593,
considerado por los historiadores como el de mayor importancia de loscelebrados en España desde la expulsión de los judíos en 1492. (Ver:http://www.agapea.com/libros/Sefarad-Los-judios-de-Espana-isbn-8477371636-i.htm). En la documentación recogida por Bel Bravo, predominanentre los ajusticiados mártires judíos Rojas, algunos parientes de Fernando deRojas, todos descendientes de los Anusim o forzados en las fechas de laexpulsión. Destacan Joana de Rojas, María de Ávila de Rojas, Ana de Rojas,Joana de Rojas, Catalina de Rojas, Leonor de Rojas, Constança Bázquez deRojas, Catalina de la Torre de Rojas, Ynés de Torres de Rojas, Joan de Torresde Rojas. (Ver:http://www.tarbutsefarad.com/index.php?option=com_content&task=view&id=2136&Itemid=3289). Llama la atención lafidelidad al judaísmo en sus creencias, festividades, oraciones, ayunos, leyesdietéticas, el Shabat… de los mártires judíos Rojas ajusticiados en Granada.Más de 100 años después de la dramática expulsión, seguían fieles a Israel y laTorah. (Ver:http://books.google.es/books?id=EGbkv1VP708C&printsec=frontcover&dq=sefarad&lr=#v=onepage&q=&f=false).
Siglo XVII
Francisco de Rojas Zorrilla (1607-1648), hijo de un militar toledano de origenjudío, también sufrió los rigores de la Inquisición española en su familia Rojas.Francisco Francés de Úbeda señaló en 1645 el judaísmo de su familia,afirmando que algunos de sus parientes Rojas habían sido quemados por laInquisición española y tenían el sambenito colgado en las iglesias toledanas.Juan Pérez de Guzmán, en
El hábito de Santiago del gran poeta españolFrancisco de Rojas Zorrilla
, en la obra
La Ilustración Española y  Americana
, explica que el bisabuelo de Francisco de Rojas era Fulano deRojas, un mulato, al igual que otros familiares como Bartolomé de Rojas, locual concuerda con la transformación del apellido Shahor (negro o judíonegro) en Rojas en el momento de las conversiones forzadas, como narra latradición oral de la familia Cohen sefardita dedicada a los Rojas-Sajor: LaPascua Marrana. (Ver:http://es.wikipedia.org/wiki/Francisco_de_Rojas_Zorrilla)En el siglo XVII, los mártires judíos Rojas ajusticiados por judaísmo seencuentran ya no sólo en España, sino en las colonias. Probablemente, creíanque la lejanía impediría a la Inquisición actuar contra ellos, pero seequivocaron. Los encontramos ajusticiados en el Tribunal de México, elTribunal de Cartagena de Indias (Colombia), el Tribunal de Costa Rica, etc.(Ver:http://www.scribd.com/doc/16379473/Rojas-ajusticiados-por-judaismo-en-los-Tribunales-de-la-Inquisicion)El historiador y erudito Mario Javier Saban, en su libro
Los Hebreos. NuestrosHermanos Mayores
(Editorial Distal, 1991), repasa las principales genealogíasjudías de los próceres y las familias tradicionales argentinas de esas fechas,como los Vega, los Rojas Azebedo, los León Pinelo, los Gomes Freyre, losAmorín Barbosa, los Leal o Levi, todas con orígenes sefarditas portugueses yenvueltas en persecuciones inquisitoriales. Saban destaca “la endogamia quelos Rojas Azebedo realizan en Buenos Aires con las familias judías portuguesasDe Vega, León Pinelo, Amorín Barboza…”. Los Rojas Azebedo se entrelazandesde el inicio con la familia del primer banquero de Buenos Aires, el judíosefardita portugués Diego de Vega, y otras familias con orígenes sefarditas
portugueses, siendo perseguidas por la Inquisición española.Un caso curioso del siglo XVII es el de Andrés Levi de Rojas. Éste escribió unacarta a su padre Juan Levi, converso y organista de la catedral de Málaga, enla que daba a concocer el documento
Relación del nuevo resucitado
, dedicadoal rabino Sabbatai Zevi que entonces triunfaba en una parte importante deljudaísmo. El padre tuvo que comparecer el 17 de junio de ese año 1666 anteel Tribunal de Málaga, ya que la Inquisición española tuvo miedo de que eldocumento crease una revolución entre los judíos conversos. Al final, sedemostró que el documento venía del extranjero, probablemente de losjudíos de Turquía, y que Andrés Levi de Rojas sólo lo había dado a conocer enpequeños círculos. Este caso demuestra la relación entre los que se quedarony los expulsados en 1492 y que 200 años después de la expulsión, los mártiresjudíos Rojas seguían fieles a Israel y la Torah.(Ver:http://www.scribd.com/doc/16379473/Rojas-ajusticiados-por-judaismo-en-los-Tribunales-de-la-Inquisicion).
Siglos XVIII y XIX
En el siglo XVIII, algunos Rojas siguieron practicando judaísmo a escondidas dela Inquisición española, tanto en España como en las colonias (México,Argentina, Países Bajos…). Juan Blázquez Miguel, Doctor en Historia, en sulibro
Inquisición y criptojudaísmo
(Ediciones Kaydeda, 1988), explica que enlos Auto de Fe de Sevilla contra los practicantes de judaísmo celebrados enlos inicios del siglo XVIII, una rama de los Rojas que “acaparaban gran partedel comercio de Morón y Osuna, acabaron como todos los anteriores(procesados y ajusticiados con quema o cárcel)”. Mario Méndez Bejarano, en
Historia de la Judería de Sevilla.
(1914), facilita los datos de los mártiresjudíos Rojas ajusticiados por judaísmo en los Autos de Fe celebrados enSevilla en 1721 y 1722. (Ver:http://www.scribd.com/doc/16379473/Rojas-ajusticiados-por-judaismo-en-los-Tribunales-de-la-Inquisicion).También en los diferentes Tribunales de la Inquisición de las colonias hayRojas ajusticiados por judaísmo en el siglo XVIII. 300 años después de laexpulsión, los mártires judíos Rojas permanecían fieles a Israel y la Torah.En el siglo XIX, los descendientes de los mártires judíos Rojas mantuvieron lamemoria judía en no pocos casos. Unos pocos permanecieron incluso comojudíos.A pesar de las persecuciones contra los Rojas que duraron hasta bien entradoel siglo XVIII, hay Rojas actuales conscientes de su sangre y en diferentesramas del judaísmo.Gabriel López de Rojas – Gabriel Yehudah Shahor.
Rojas judíos en el siglo XXI
En el siglo XX, algunos Rojas de España, México, Turquía o EE.UU.permanecían como judíos prácticantes, tras sobrevivir sus antepasados a laInquisición y las persecuciones más inhumanas.Un ejemplo soy yo. Asumo el judaísmo de mis antepasados y me convierto enjudío practicante en 2006, tras años de abandono.En 2009, en el judaísmo ortodoxo, Abigayil Rojas-Taylor es la responsable deThe Jewish Orthodox Torah Union de Nueva York o de la Unión SefaraditaIberoamericana.En 2009, en el judaísmo conservador, por otra parte, Armando Rojas es elcustodio de la Sinagoga Bet Torah de Nueva York. Y Ruth Rojas es la tesorerade la Congregación Beth Sholom de Nueva York.En el judaísmo reformista, Manny Rojas también ejerce la custodia de laScarsdale Synagogue, en los templos Tremont and Emanu-El, de Nueva York, eigualmente Marie Rojas ocupa un puesto en el staff del Templo Israel deHollywood. En el judaísmo mesiánico, encontramos a la autora Melissa Rojas-Quintanilla o al Rabino Rojas de Bolivia.El 13 de marzo de 2009, Tarbut Sefarad además publicó el artículo
Los Rojassomos hebreos
de Julia A. Rojas, nacida en la judería de Córdoba (España) en1959, en el que esta judía relataba las prácticas de judaísmo de su familia enlos últimos dos siglos. Es interesante reproducirlo para apreciar que laspersecuciones inquisitoriales no pudieron con los mártires judíos Rojas…
“Los Rojas somos hebreos
 (Ver:http://www.tarbutsefarad.com/index.php?option=com_content&task=view&id=2087&Itemid=1733)Mis abuelos me explicaron que los Rojas somos judíos, pero que era algo quese debía tenerse muy en secreto. Explicarlo suponía tener problemas y serperseguidos, meterse en líos…, según decían ellos. Los abuelos me relataronque la familia Rojas recorrió Latinoamérica, Italia, los Países Bajos, por serperseguidos por judíos y que luego regresaron a España.Me hablaban de la época dorada de las juderías de Andalucía, Castilla oCataluña. Me hablaban de los judíos que se dedicaban al comercio en esasjuderías. Pero no se podía hablar rato del judaísmo en la casa de los abuelos,porque tenían miedo a ser escuchados. Pedían que se bajase la voz yafirmaban “Las paredes oyen” o expresiones similares.
La casa de los abuelos Rojas estaba entonces en la judería de Córdoba,aunque ellos la llamaban barrio hebreo. A los judíos les llamaban israelitas ohebreos, en vez de judíos. Al d’s de Israel le llamaban Yahveh. Creían en esed’s y rechazaban a la Iglesia católica y a Jesús por los crímenes de laInquisición contra nosotros.Me siento totalmente judía, debería decir hebrea o israelita que es el nombreque se utilizaba por los abuelos Rojas. Sólo creo en Yahveh (que es como lellamaban en casa a d’s), rechazo otros dioses (Jesús, etc.) (en casa los Rojasno querían ni pasar por delante de las Iglesias y miembros de la familia noacudían a las celebraciones cristianas de los familiares), enciendo dos velas enel crepúsculo del viernes y guardo el Sabat descansando, leo la Torá en Sabat,no como cerdo (no lo comían en casa) y tengo una mezuzah en la entrada decasa…Reconozco que las otras fiestas las tengo presentes, pero no paso de eso…Espero que este texto que escribo desde la discreción sirva para que otrosRojas aprecien su sangre judía y regresen al judaísmo, al d’s verdadero de loshebreos: Yahveh.Julia A. Rojas”.Shalom

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s